viernes, 30 de octubre de 2009

Ignacio Corsini: el lenguaje de los pájaros

"Los pájaros me enseñaron la espontaneidad de su canto, sin testigos, en el gran escenario de la naturaleza. Aprendí a cantar como ellos, naturalmente y sin esfuerzo".

miércoles, 28 de octubre de 2009

Política lingüística - enseñar sin aprender - el poder de lo arcano


(...)

-Yo lo que quisiera saber, dejando arreviques y firuletes -dijo el buen Sancho francachonamente- es si aprenden inglés de ese modo, o no lo aprenden, los súbditos desta ínsula. Eso es lo que yo quisera saber.
-As a matter of fact -replicó good-humorously el doctor Recio-, le diré a su Resplendencia en confianza que aprender no aprenden; pero eso no es de consecuencia porque lo que interesa aquí es que se enseñe inglés y no que se aprenda inglés.
-Donosa respuesta -musitó Sancho-, ¿cómo es eso?
-Sencillo: si aprenden inglés los insulanos, entenderán inglés, sabrán lo que piensan los ingleses, lo cual no interesa para nada a los ingleses.
-¿Y que interesa a los ingleses, entonces?
-¿No lo ve, su Omnipotencia? ¡Pues que estudien inglés sin aprenderlo!
-¿Y qué provecho hay en ello?
-Muy grande. Deste modo pueden ser empleados de tercer orden (2oo pesos y niente ascenso posible) en cualquier compañía inglesa, al mismo tiempo que creerán religiosamente que la lengua, la literatura, la nación, el imperio y la raza inglesa son algo arcano, lejano, divino, insuperable y mágico.
(...)

Jerónimo del Rey (Leonardo Castellani), Nuevo gobierno de Sancho, Bs. As., Penca, 1944, 2da. edición, pp. 139-40.

martes, 27 de octubre de 2009

Algo está por venir


Hans Memling, La visión de Juan en Patmos.

viernes, 23 de octubre de 2009

Bruno Schulz


"El 19 de noviembre de 1942, en el transcurso de una acción salvaje de represalia en la que pereció un centenar de judíos, otros gestapista, rival del protector de Schulz, terminó en la calle, de un balazo, con la vida del escritor-pintor que, gracias a los desvelos de un amigo, sería enterrado en el cementerio judío, del que hoy ni huella queda, pues en la época soviética se construyó sobre él un bloque de viviendas".

Del catálogo de la muestra dedicada a Bruno Schulz, que puede consultarse entero acá.

domingo, 18 de octubre de 2009

Polka de Varsovia

No se puede no pensar en Celan, en la orquesta de prisioneros de Fuga de muerte. Habrán tocado, quizá, algo así, como lo que hace Capossela.

El cielo es fósforo / la tierra es ceniza


Il cielo è fosforo
La terra è cenere
ferraglia celere
Il treno e va
Sui bastimenti
Va la fanfara
La terra implora
Un altro brindisi

sábado, 17 de octubre de 2009

jueves, 15 de octubre de 2009

Curiosidades de Wikipedia: minorías en Crimea

"Una consistente comunità di origine italiana (soprattutto pugliese) si era stanziata in Crimea dalla metà dell'Ottocento: alcune migliaia di persone. Con l'avvento del comunismo alcuni rientrarono in Italia, ma rimasero circa 1200 persone che nel 1942 vennero deportate in Kazakistan. Sia durante il percorso della deportazione (con carri piombati), sia nei luoghi di arrivo perirono per malattie e stenti circa i due terzi. Circa 200 rientrarono a Kerč (Crimea) ai tempi di Kruscev. Essi e i loro discendenti si trovano ancora colà, altri sono dispersi sul territorio dell'ex Unione Sovietica.[1].
"
(de la voz "Ucraina", en wikipedia.it)

martes, 13 de octubre de 2009

Un sueño

Estoy con mi papá en una llanura lejana. Vemos un portón, como el de una fábrica; delante de él, dos soldados rusos. Papá y yo estamos con el uniforme italiano de la segunda guerra, con esos pantalones abultados y ese casco incómodo parecido al que usan los bomberos. Somos parte de un ejército vencido. Hace poco que hemos sido definitivamente derrotados. Somos prisioneros de guerra, y los rusos nos conducen, con un número indeterminado de hombres que visten nuestro mismo uniforme, a un campo de prisioneros. No nieva. Es todo verde o esmeralda. No parece Rusia. Puede ser Tandil o Tapalquén. Hay sol. Hay una inmensa fila de prisioneros italianos que quieren, a toda cosa, entrar en el campo. Los rusos son correctos, sin llegar a ser afables, pero piden para entrar un papel -debe ser un certificado de que realmente somos soldados- que papá y yo buscamos en nuestras mochilas, como esas que llevaba Quijote. Encontramos los papeles, pero muchos prisioneros se han interpuesto entre nosotros y el portón. Nos da miedo no poder entrar. Logramos hacerlo, haciendo un esfuerzo sobrehumano, porque corre el rumor de que no hay lugar para todos los prisioneros, y todos quieren entrar al campo. Quieren asegurarse la supervivencia. Papá, que ya es grande, que tiene el pelo blanco y habla con un acento meridional tan fuerte que en ocasiones apenas entiendo sus palabras, me dice que un primo mío (pareciera no estar implicado en el parentesco) ha muerto en la llanura. Que su cuerpo, ahora, está cubierto de nive, que de ese modo el cadáver no es pudre y que no lo destrozan las aves de rapiña. La muerte del primo es romántica, como si hubiera sucedido en un poema de Rilke. Pero ahora acá, en una llanura rusa verde, no hace frío. Se está bien.
Nos gusta este clima. No extrañamos nuestra casa.Adentro, en el campo, un soldado ruso nos lleva a papá y a mí, y a nadie más, a ver las instalaciones. El campo es una fábrica: hacen avioncitos, soldaditos de plomo, bolitas de colores, con los restos de la guerra, con tanques incendiados. "Es para los chicos de Rusia", nos dice el soldado en un perfecto castellano.
Papá y yo nos miramos y estamos, en el fondo, ligeramente emocionados. Rusia es extensa y llana. Nos gusta estar en ese lugar. Se está bien. Apenas recordamos nuestra isla.

lunes, 12 de octubre de 2009

Ejercicios de hermenéutica ricotera

"La historia es simple, un tipo que jugaba como pilar al rugby quiso irse a New York a jugar en las series (los campeonatos de futbol americano). El tipo consume, y a la vez eso lo mete en el negocio de la droga. El hueso que le hace crack es el tabique nasal. Por eso fue operado y tiene en la nariz un cañito de metal, de acero al cromo níquel. Nunca nada especial, apenas lo esperable.Deslizar patés es extender la línea para aspirarla. Fijate en la relación entre jarabe, untar y patés. Pura metáfora.Lo mismo que "arropar". El tipo arropa como un bolchevique. Arropar a alguien es cubrirlo, taparlo, abrigarlo. En la fría Rusia de principios de siglo, los bolches se abrigaban bastante bien. Arropar en el lunfardo alude a armar los paquetes de cocaina o cualquier otro para la venta minorista.Va con la soga al cuello, porque ya está muy metido en el negocio y en las drogas, tanto que necesita de otro (un viejo limón) para que le mantenga el kiosquito (el del bisnes, por Business, negocio)."

Mucha hermenéutica ricotera en letras redonditas.

viernes, 9 de octubre de 2009

jueves, 8 de octubre de 2009

Severino Croatto: Los oprimidos poseerán la tierra

"(...) El mensaje de Jesús a los oprimidos (Mt 5,3-4) reflota el que­rigma del AT (Dios no acepta ninguna dominación y ofrece la li­beración; la tierra es un bien para el hombre, quien debe traba­jarla para que produzca sanamente; Dios enjuicia por sus profetas el abuso del poder en el despojo de la tierra de otros). Es­to, que parecía ‘sumergido’, no es desechado, sino que es lo fundante de la lectura del NT y de nuestra relectura. La tierra de­be entrar en una perspectiva de liberación que, por supuesto, ha de integrar la dimensión social y política.

El NT no es la Palabra que suprime el querigma del AT, ni la que lo interpreta como última lectura (es un error teológico, si bien. practicado frecuentemente), sino que es la Palabra que nos da la óptica para leer el AT, en nuestro caso, todo lo que dice sobre la tierra. Pero esta lectura se hace desde nosotros, desde una situación que pone súbitamente en relieve las posibilidades hermenéuticas de Mt 5,3-4.

Por tanto: el querigma (central en el AT) de la tierra como don u objeto del trabajo del hombre, es reforzado por el anuncio de Jesús, quien promete la tierra, expresión del reino, a los ‘anawim a los humildes (y no ‘mansos’). (...)"

Este artículo completo, más otros textos imprescindibles de José Severino Croatto, acá.

martes, 6 de octubre de 2009

Quédate con tu Borges (Nicanor Parra).

El viernes se vota la ley de medios. No sé por qué, recuerdo este texto de Parra:


Quédate con tu Borges (o con tu De Angeli, con tu Sebreli, con tu rabino Bergman)

Él te ofrece el recuerdo de una flor amarilla
vista al anochecer
años antes de que tú nacieras
interesante puchas qué interesante
en cambio yo no te prometo nada
ni dinero ni sexo ni poesía
un yogur es lo + que podría ofrecerte.